domingo, 16 de agosto de 2009

Mudas de libélula

Hace un tiempo subía a este blog la fotografía de un odonato adulto (un imago, como se denominan a los insectos en su última fase del desarrollo). En esa ocasión se trataba de un zigóptero, un caballito del diablo; en este caso los que aparecen en las imágenes son los restos de ninfas de anisópteros, es decir, libélulas. Son mudas que permanecían sujetas a los tallos de las plantas semiacuáticas que crecían en una minúscula charca del Bajo Aragón.


Vista dorsal


Esta muda no estaba lo suficientemente sujeta como para no quedar en la posición de la foto, ofreciendo una vista ventral.



Ignoro la especie a la que pertenecen, y probablemente sea muy difícil de identificar si no es con un examen detallado. Las fotografías fueron tomadas a mediados de Julio.



~~~~~~~~

NOTA: Si bien esta edición es innecesaria para los que lean los comentarios, para aquellos que no, debo indicar que nuestra experta en zigópteros nos explica que realmente la identificación no es tan difícil como en principio pudiera parecer.



2 comentarios:

Maeglin dijo...

No te creas que son muy dificiles de identificar. Las larvas suelen ser muy características, y si no aciertas con la especie es fácil saber la familia e incluso el género. Yo de anisópteros no estoy muy puesta, pero parece una larva de la familia aeshnidae.Pero como ya he dicho no estoy segura...

Gerardo Costea dijo...

Gracias por tu comentario :)